40 AÑOS DE LUCHA

Las Abuelas de Plaza de Mayo llevan ya 40 años en su lucha por localizar y restituir a sus legítimas familias a todos los niños desaparecidos por la atroz última dictadura cívico-militar argentina.
Nietos negados, producto de las desapariciones forzadas que naturalizaron la ignominia y sumieron a nuestra nación en una de sus etapas más oscuras de su existencia, generando uno de los genocidios más crueles de Latinoamérica.
Las queridas Abuelas llevan ya 40 años luchando, habiendo recuperado al día de hoy a 122 de sus nietos, sabiendo que aún les quedan muchos más.
Esta enorme lucha fue, y es, en su constante coherencia a través de estas décadas, un faro creador de una luminosa conciencia ciudadana, contra todos los esfuerzos que la oscuridad nos intentó imponer, acallando y negando los legítimos reclamos de justicia.
La lucha de las abuelas es la lucha de todo el pueblo Argentino por memoria, verdad y justicia.
Hoy como nación, somos mejores por su existencia. Nos han dejado un legado que está cimentando las bases de una nación que se sostiene sobre la irrestricta defensa de los derechos humanos, y que marca un camino a seguir.
En estos años y en los momentos más difíciles cuando uno duda en como seguir, o si vale la pena seguir luchando, contar con la palabra y el afecto de Estela y de las abuelas, ha sido siempre una luz que ilumina el camino y que da la fuerza necesaria para seguir adelante en este camino de construir un país mas justo.
Desde ADUBA nos sumamos con enorme orgullo a esta conmemoración acerca de sus primeros cuarenta años de existencia, sabiendo que compartimos con ellas, la enorme responsabilidad de ayudar a la construcción del pensamiento crítico y democrático para nuestra ciudadanía.
La fuerza y el compromiso de Estela y de todas las abuelas es un camino a seguir y por eso seguiremos cantando como lo han hecho en la Plaza de Mayo y a lo largo y ancho de la patria millones de Argentinos, ABUELAS DE LA PLAZA EL PUEBLO LAS ABRAZA.